lunes, 1 de septiembre de 2008

Cuando miré, el cielo continuaba allí

Si busco el cielo,

las mismas nubes

Mientras miro y recuerdo

10 comentarios:

Néstor Aparicio dijo...

A veces no es malo que sigan ahí... Creo.

Marta dijo...

Yo diría que casi siempre es bueno que continúe allí. Eso es que nosotros seguimos aquí. Incluso cuando tenemos la cabeza en otro lugar.

Feliz regreso a todos. ¿Quién tuvo la infeliz idea de inventar el 1 de septiembre?

María dijo...

mmm... ¿son las mismas nubes que fabricaba la fabrica aquella de nubes en positivo y en negativo?....

Anónimo dijo...

Me ha gustado... Que raro que siga ahí.

Lidia

maria jesus dijo...

Es lo que tiene, que siempre está ahí, por si se nos ocurre algo. Feliz final del verano

Dulcinea dijo...

Que sigan, que sigan... yo de hecho me paso la vida en ellas. Y lo blancas y lo blanditas y lo mullidas que son.

Myriam dijo...

Estoy con Dulci, se esta muy muy bien en las nubes, pero mañana bajo y actulizo ¡que ya me vale!

Nodisparenalpianista dijo...

No, no, Néstor, ni mucho menos. Crees bien, si.

Pues muy bien dicho. Pero a mi septiembre casi te diré que me gusta, oye.

Ahora que lo dices, María... Ah, si, y buuuu, fueraaaa, sin premioooo.

No es raro, no, AnóninmoLidia. Lo raro es que las miremos poco.

Gracias, MªJesús. Ahora llega lo mejor, los días naranjas y las tardes que se deslizan hasta octubre y más allá.

Juajua, Dulci, pues es verdad. Viva las nubes!!!!

Jo, Myriam, si, pero baja con cuidado, no te de mal de altura o de bajura, no se. La cosa, que actualices!!!

María dijo...

juajuajua

Nodisparenalpianista dijo...

Si, juajua, pero sin premio, María!!!